La noticia que Bruce Willis se retiraba del cine tomó por sorpresa a buena parte de sus fanáticos. Después de todo, durante los últimos años, el actor pareció aumentar su ritmo de trabajo y ser parte de las más inverosímil colección de películas.

Para tristeza de un considerable número de amantes del cine, Bruce Willis anunció su retiro debido a un severo problema de salud. El diagnóstico de afasia, que el actor y su familia dio a conocer al público hace pocas semanas, puso fin a una larga y fructífera carrera. Una que además marcó buena parte de la cultura pop contemporánea y convirtió al actor en un ícono del cine de acción. Eso a pesar de lo cuestionable de sus decisiones en los proyectos en que participó durante los últimos años. Pero Willis continúa siendo un ídolo por su particular personalidad y por haber sido parte de proyectos de considerable interés.

En la actualidad, Bruce Willis es más conocido por su gran colección de películas sin mayor relevancia en el panorama cinematográfico. Pero, por más de treinta años, el actor fue un símbolo de éxito. Desde su aparición en Jungla de Cristal John McTiernan en 1988, hasta su actuación en el clásico del terror El Sexto sentido de M. Night Shyamalan. El recorrido de Willis ha tocado todos los registros y géneros del cine. También ha demostrado la versatilidad del intérprete para crear personajes asombrosos de maneras sencillas y sorprendentes.

De modo que su retiro cierra de manera, quizás prematura, una larga trayectoria llena de altibajos pero siempre llena de imaginación y creatividad. Bruce Willis logró rebasar los límites de lo que se supone el cine comercial debe ser. Y logró crear una colección de títulos que incluye grandes experimentos argumentales, algunas osadías sin sentido y también, un humor burlón.

Para recordar la importancia del actor en el séptimo arte, te dejamos una lista con cinco de sus mejores películas y dónde puedes verlas. Un homenaje a una larga trayectoria, la mayoría de las veces insólitas y en algunas ocasiones, incluso inexplicable. Pero siempre con la mirada burlona de Willis sobre los límites del cine tradicional. Un gesto de rebeldía que sus fanáticos le agradecerán para siempre.

Jungla de cristal

Die Hard | 30th Anniversary Trailer | 20th Century FOX

John McClane (Bruce Willis), solo quiere pasar una plácida navidad en compañía de su esposa Holly (Bonnie Bedelia) y quizás, recomponer las cosas entre ambos. Pero el plan se vendrá abajo cuando Hans Gruber (Alan Rickman) decide que es el momento ideal para el robo del siglo. La gran película de acción de los años ’80 no tenía grandes pretensiones sobre reformular el género. Tampoco cambiar la forma en que se comprendía hasta entonces al héroe de acción tradicional. Pero hizo ambas cosas y lo logró a través de un golpe de efecto inesperado: humanizar a su protagonista.

El John McClane de Willis es un policía que quiere hacer lo correcto. Uno que va descalzo y apenas con su arma de reglamento a cuestas para enfrentarse a una sofisticada organización criminal. Pero lo hará porque es su deber y también, porque no tiene otro remedio. La nueva mirada sobre el tradicional tropo del “ejército de un solo hombre” sorprendió por su honestidad, burlona ironía y vulnerabilidad. Pero también, por resultar un éxito considerable que convirtió a Willis en uno de los grandes actores del género de acción de la década de los ochenta y varias siguientes.

Jungla de Cristal está disponible en Disney+.

El gran halcón

Aunque conocido por su larga filmografía en el género de acción, Bruce Willis dedicó tiempo al humor. Y en especial, en uno extraño, siempre burlón y con un toque de extraño cinismo que se convirtió en el sello del actor. El gran halcón no es solo una de sus mejores comedias, también es un cambio de registro total al más conocido de Willis.

Por si eso no fuera suficiente, también es una incursión singular en una burlona mirada a la acción combinada con el sarcasmo. El resultado es una comedia negra que se ha hecho un clásico singular de un tipo de cine que ahora sorprende por su extraña combinación de registros. Por supuesto, también es una película en la que Bruce Willis hace despliegue de su extraño encanto. 

Con su sonrisa ladeada, el Hudson Hawk del actor es una mezcla de ladrón, seductor y también, una rara versión sobre el criminal canalla. Para su segundo y celebrado tramo, la película incluso se da el lujo de burlarse de sí misma y crear una especie de universo particular. El director Michael Lehmann diría después que el actor logró dar vida a un personaje complicado sin exagerar el tono singular. Una proeza que Willis repetiría en varias ocasiones en los años siguientes.

El gran halcón está disponible en Netflix.

El sexto sentido

Cole (Haley Joel Osment) tiene un secreto. Uno tan extraño, terrorífico y desconcertante que le convirtió en un chico excluido, temeroso y traumatizado. El doctor Malcolm Crowe (Willis), intentará romper el férreo silencio de su paciente y atisbar a lo que se esconde en sus miradas aterrorizadas y silencios. Pero cuando finalmente lo haga, no sólo encontrará una nueva visión sobre el mundo tal y como lo conoce. También, acerca de sí mismo y la misma naturaleza de la realidad.

Convertido en héroe de acción, nadie esperaba que Willis pudiera ofrecer una actuación sensible, profunda y extraña como la que logró para este clásico del terror. Considerada una de las películas más terroríficas de todos los tiempos, es también, una dolorosa combinación de drama, una exploración sobre el miedo y el tiempo. Además, claro, de una espléndida historia con tintes sobrenaturales que abarca desde el sufrimiento emocional hasta el duelo.

El actor pudo mostrar toda la gama de emociones de su personaje con una sinceridad desarmante. También construir una mirada angustiada y frágil sobre un tipo de emoción inexplicable que desarrolla con cuidadosa contención. Convertido en un film icónico, Willis protagonizó la que se considera la historia que revitalizó el género de terror para las décadas siguientes.

El sexto sentido está disponible en Disney+.

Pulp Fiction

 

La película que se convirtió en un clásico de culto instantáneo y brindó a Wilis la oportunidad de demostrar sus dotes para crear personajes singulares. El director Quentin Tarantino construyó un mapa interconectado de brillantes hilos narrativos y además, la historia que redefinió el cine como construcción argumental. Considerada como una de las grandes piezas del siglo XX, el film revolucionó la manera de narrar argumentos complejos. También, el fino olfato de Tarantino para crear personajes extraordinarios tan asombrosos e inclasificables, como para tener su propio lugar en el cine.

Uno de ellos, es el Butch Coolidge de Bruce Willis. Con pocas palabras y varias cruentas escenas de acción, el actor creó un paradigma que parecía combinar la acción con algo más turbio. Tarantino logró combinar en el rostro del atormentado personaje, no sólo un pasado complicado sino a la vez, una percepción de la violencia por completo distinta.

El resultado es varios momentos icónicos en un film convertido en un obra de arte del guion y la edición. Tarantino jugó con sus historias como piezas en un tablero complejo y dio a Willis la oportunidad de profundizar en ideas tenebrosas, con apenas minutos en pantalla. Otro gran triunfo en la carrera del actor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.