Desde su lanzamiento en 1993, ‘Doom’ es uno de los videojuegos más reverenciados de la historia. Al punto tal que con el correr de los años se ha gestado una legión de entusiastas que ha hackeado cuanto dispositivo se cruce en su camino para ejecutarlo.

La industria de los videojuegos está plagada de títulos que se han convertido en verdaderas obras de culto, sin embargo ninguno despierta tanta veneración como DOOM. El shooter en primera persona de id Software no solo es valorado por incorporar varios elementos técnicos que estaban adelantados a su época, sino también porque durante los últimos 29 años ha empujado a una legión de entusiastas a hackear cuanto dispositivo sea posible para ejecutarlo.

DOOM se lanzó en 1993 para MS-DOS y rápidamente fue porteado a un sinfín de plataformas y sistemas operativos. Esto se debe a que el código fuente del juego se encuentra en circulación desde 1997, lo que ha permitido llevarlo a una gran cantidad de dispositivos; incluidos todos aquellos que no han sido diseñados para fines gamer, pero que aún así pueden correrlo.

Es cierto que DOOM se convirtió en la semilla de una prolífica franquicia que ha incluido exitosas secuelas y un muy bien recibido reboot (además un par de adaptaciones cinematográficas poco agraciadas). No obstante, es probable que ningún otro título de la saga haya logrado el mismo nivel de fidelidad que el original.

Y una clara muestra de ello es la impactante comunidad que sigue porteando el juego a los dispositivos más insólitos. Así, lo que nació como un meme se ha convertido en un pasatiempo muy llamativo y que se ha propuesto romper las barreras que impidan ejecutar DOOM en cualquier gadget, sin importar qué tan ridículo parezca.

De hecho, a lo largo y ancho de la web nos podemos encontrar con interminables demostraciones de la «versatilidad» de DOOM. Y el subreddit r/itrunsdoom posiblemente sea de lo más destacado a la hora de reunir los esfuerzos de la comunidad.

DOOM, el juego que se puede ejecutar en prácticamente cualquier aparato

doom 1993

Si todavía no ha quedado claro que DOOM se puede ejecutar en prácticamente cualquier dispositivo con un chip y una pantalla, nos esforzaremos un poco más.

Televisores, controles remotos de drones, cajeros automáticos, impresoras, osciloscopios, termómetros digitales, analizadores de espectro, cámaras fotográficas, smartwatches, equipamiento para ecografías o ultrasonidos, y hasta pruebas de embarazo, entre muchos otros aparatos, han sido sometidos con éxito a la tarea de ejecutar el shooter de id Software.

Si por algún motivo aún no lo crees, a continuación mencionaremos algunos de los casos más destacados.

DOOM en una calculadora gráfica

Uno de los beneficios de portear una y otra vez el mismo juego para llevarlo a infinidad de dispositivos, es que ha sido posible comprimirlo para que se ejecute hasta en el hardware más limitado. Este vídeo data de 2011 y muestra cómo ha sido posible instalar DOOM en una calculadora gráfica con pantalla en blanco y negro, y con un ejecutable que pesaba unos pocos KB. Por supuesto, la jugabilidad no es la más fluida (o definida), pero eso poco importa.

The real DOOM on a calculator!

En un teléfono de línea fija

Durante muchos años, tener un teléfono de línea fija en tu hogar era considerado un privilegio en varios países. No solo porque era costoso, sino también porque faltaba infraestructura de comunicaciones. Lejos han quedado esos tiempos, donde seguro nadie imaginaba que sería posible jugar en un dispositivo de este tipo. Sin embargo, la modernización de los aparatos telefónicos también ha permitido que DOOM se haga un lugar entre ellos, como lo demuestra este vídeo compartido por el usuario @NeilBostian en Twitter.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.